sábado, 17 de marzo de 2012

La educación no es un sector, es una causa


Hace justo una semana que yo volvía en el AVE tras haber pasado un día en Carmona en el EABE2012. Volvía  impresionado, volvía pensando en ello y también volvía enfadado por un libro que iba leyendo. De todo esto me gustaría hablar ahora. Tal vez muchos no sepáis que es el EABE, ni que tiene que ver con la educación, ni siquiera os imagináis que existen muchos eventos de este tipo a lo largo de toda España y que son difíciles de creer si no los has vivido.Nombres como Novadors, Aulablog, Espiral, DIM, Educaparty y muchos más que no conozco. Para entenderlo en profundidad le pido al lector este ejercicio. Imagine a 200 empleados de alguna empresa, pongamos para concretar que sean del Banco de Santader o de Endesa, Telefonica, Mercadona, El Corte Inglés, elegid el que queráis. Ahora imaginad que estos empleados preparan, sin que sea necesario que lo conozca o lo apoye su empresa, un gran evento para reflexionar sobre cómo mejorar las telecomunicaciones, la banca o la venta al detalle. Imaginad también que eso lo hacen en sus ratos libre, que se pagan el viaje y el hotel, sacrifican un fin de semana de estar con sus familias porque tienen la pasión de mejorar el sector en el que trabajan y creen que debe hacerse desde abajo, desde el movimiento en la base. ¿Qué?¿que nos os creéis que lo harían? Pues yo lo he visto, pero el sector no era ninguno de los que he dicho sino la Educación, así con mayúsculas, así con pasión. Estos 200 profesores, y algunos padres se reunieron para hacer talleres y mesas redondas que hablaban de educación. Y era el cuarto año que lo hacían!!. Y para los que les gustan los lugares comunes, sí, la mayor parte de estos profesores son funcionarios, pero ¿a que no se parecen a ninguna parodia gruesa del funcionario?.

La pregunta es ¿que tiene de especial la educación que produce fenómenos "paranormales" como éste? Pues, es claro, no es un sector como los otros. Es un sector esencial del que todos sabemos y opinamos y al que todos apreciamos. Todos hemos sido alumnos y la mayor parte hasta tenemos hijos que lo son y hemos crecido con el convencimiento que la educación fue un gran logro social, en especial la educación publica y para todos, y que es esencial que sea de calidad e inclusiva, para que un país tenga un futuro.

La Educación es algo más que un sector, es una causa. Y las causas atraen a los activos, a los apasionados, a los vocacionales, a los comprometidos y eso es lo que yo vi alli.

Este grupo de profesores, y todos los que hay a lo largo de España de este tipo puede que no sean más de un 5% del total, pero tienen una fuerza imparable que me hace creer que la Educación tiene esperanza. Se unen para discutir los temas, pero sobre todo para verse, para "recargarse", para sentir que son un grupo. Cada día las redes sociales les hacen sentir la fuerza del grupo, pero el mundo 2.0 también necesita el contacto físico. Hablaba con uno de ellos que me confesaba como tenia el ánimo afectado las ultimas semanas en el trabajo, como le faltaba encontrar la ilusión, pero como sentirse en medio del EABE le había valido todos y cada uno de los kilómetros que había hecho en el coche.

Cuando vuelven a sus centro de trabajo estos 200 profesores y los otros 10 o 12.000 que se mueven con este nivel de actividad y compromiso, se dispersan entre los 26.000 colegios e institutos que hay en España y entre el resto de los 680.000 profesores, no todos con el mismo espíritu, ni todos comprendiendo por qué éstos "locos" dedican tanto tiempo a mejorar algo que creen que es responsabilidad de las autoridades y pensando que sus acciones no tendrán efecto. Por eso se juntan, porque los EABE, las reuniones de Novadors, de Aulablog, de Espiral, son enormes centros de recarga de ilusión, de sentir las sonrisa y el calor de los que creen que los cambios han de ser impulsados desde abajo, desde los profesores, los directores o las familias. De aquellos que en verdad acumulan todo la experiencia educativa día a día.

Así hemos visto casos como una profesora a la que se le entregaba, en otro evento, un premio Edublog, que se otorgan los profesores entre ellos por votación y estar saltando de alegría en el escenario porque alguien le reconocía el esfuerzo de crear un blog de clase, se lo reconocía con un tercer premio, pero eso daba igual, a alguien le importaba lo que hacia!!! Otros profesores premiados habían viajado acompañados con sus directores que estaban orgullosos de que su centro fuese reconocido (qué importante es la labor de liderazgo y estimulo de los directores de centro!!), pero esta chica venia sola, nadie se había interesado por ella en el centro, ni siquiera tras saberse que recibiría ese reconocimiento.Por eso el evento era como el EABE, un lugar para recargarse para sentirse parte de un movimiento, para verlo físicamente.

En un estudio reciente sobre el talento, que está haciendo una Fundación  en España, con más de 300 entrevistas a personas referentes en educación y a más de 2000 profesores, una de las conclusiones que nos anticiparon y que más me llamaron al atención fue que, siendo el profesorado una pieza clave en la mejora de la educación (así lo muestran muchos estudios, entre ellos el famoso estudio de McKinsey), el colectivo de profesores es un colectivo que lleva  años sin ser evaluado, sin ser motivado y sin recibir estimulo. Cualquier grupo de trabajadores con esa falta de atención se degradaría rápidamente por desmotivación y por falta de estimulo y referencias de mejora. Por eso ver el EABE, es como ver un pequeño milagro. Es ver a profesores que ya no esperar este estimulo desde arriba y se lo dan ellos mismos como grupo, tanto en lo intelectual, como en lo emocional.

Si yo tuvieran que elegir una cosa de mi actividad del año pasado, en las acciones de nuestro programa Educared, elegiría, sin duda el haber conocido este movimiento, y a un grupo de personas, de profesores y profesoras , como estos. Aconsejaría a cualquiera que tenga un puesto de responsabilidad con capacidad de cambiar las cosas, por ejemplo, las normas de la Educación en España, a Ministros, Directores Generales, etc que se pasaran por estos eventos. pero no para inaugurarlos e irse, para aprender, de incógnito, en un rincón, sin corbata, ni "potestas" y sintiera esta fuerza del cambio, este impulso de abajo a arriba para transformar que allí se desarrolla y que contara con éñ como una fuerza para le cambio.

Solo me quedaría por contar por qué venia enfadado en el AVE, y era porque venia leyendo un libro, un trabajo de investigación sobre en qué se gasta el dinero publico en nuestras administraciones, en los 5 niveles de administración que tenemos todavía. Me sorprendían varias cosas. Primero, que fuese necesario un estudio de investigación, incluso con un investigador privado, para ver en que se gasta el dinero publico, nuestro dinero. Qué lejos está la transparencia administrativa todavia!!. Segundo, el grado de gasto inútil o de nulo impacto social que hemos llegado a desarrollar cuando creímos ser ricos, e incluso ahora en medio de la crisis. Por ultimo, tras haber visto ese comportamiento en el EABE, pensar que a un grupo como ese y a un sector como la Educación publica, se realicen recortes tras haber leído lo que iba leyendo, me llenaba de rabia, por injusto.

Estoy contento de haber participado en ese EABE, esperanzado por ver esa energía, ese grupo de lideres del cambio cultural que la Educación necesita y repetir de nuevo que la Educación no es otro sector, es otra cosa, más trascendente, es una causa, es un logro social, una cumbre que no hay que bajar, y sin cuya calidad el resto no va a funcionar bien nunca!!

Al acabar este post encontré esta MAGNIFICA crónica multimedia de lo que fue el #eabe12. Otra muestra más de lo que son capaces de hacer este grupo de profesionales motivados y con un objetivo claro. Es difícil ver algo parecido, si siquiera en un entorno profesional, porque, además, se ve el cariño con que ha sido construida la crónica, desde la ceercania, desde dentro. Disfrutadla!!

18 comentarios:

Pilar S. dijo...

Buenas noches, José. Precioso artículo, lleno de fuerza. El efecto de Eabe y encuentros similares no se limita a los profesores que asistís, ya que otros muchos lo seguimos a través de todos vosotros, de vuestros comentarios. Yo no puedo acudir, pero gracias a quienes sí lo hacéis, también me siento partícipe de alguna manera de esa marea que luego se extiende por todos nuestros centros.
¡Saludos!

©Lola dijo...

Gracias, Pepe.
Yo soy de las que no necesita aplauso ni jefe que me aplauda. Pero tu opinión, por ejemplo, sí que me interesa. Y te la agradezco.
Vienen tiempos malos para la escuela, dicen, como si viniéramos del paraíso... y yo creo que, como hasta ahora, estamos y estaremos una pandilla cada vez más numerosa y menos invisible, de locos y locas, de adictos a la causa, que seguiremos trabajando con ilusión, con días duros también, pero sin parar y a pesar de ellos, los malos, sean del color que sean.
Un abrazo enorme y un placer haber podido contar contigo. Vi tus dibujos y me dijeron "este tío es un genio!" (y eso que no te han visto comer salmorejo como un experto ;))

Alex dijo...

Un gusto haberte leído. No conocía tu blog. Te sigo.
@alexpombo1

Juana dijo...

Hay dos sectores que están llenos de gente apasionada, vocacional y comprometida son la Educación y la Sanidad, no hay más que pasarse por Twitter o cualquier otra red social y comprobarlo, son lo mejor que tenemos, lo mejor ....

GINES dijo...

Me dijo Maribel hay un tipo a mi lado que no veas como dibuja y tambien lo siente, le dije yo.

Pues eso, un placer verte de nuevo Pepe, saludos desde Andújar.

Juanma Díaz dijo...

Pepe, opino como Lola. A mí también me interesaba mucho tu opinión y tras leer tu post me quito el sombrero. Muy bien escrito y muy sentido.
Gracias por habernos acompañado en Carmona y hasta una próxima ocasión.
Tenemos que seguir...
Un abrazo.

miguel soler dijo...

Gracias Pepe. Es un placer ver como hay un grupo de personas que pelean por seguir mejorando la educación. Y que pelean sin buscar nada a cambio, salvo el placer de encontrarse con otros que comparten inquietudes, reflexiones... Hacías referencia a que los ministros o directores generales deberían acudir a ese tipo de encuentros a escuchar y estoy totalmente de acuerdo contigo. He estado estos últimos 4 años como director general de FP en el ministerio de educación y me encantaría participar en vuestro próximo encuentro. Un fuerte abrazo y saludos a todas y a todos

teresa terrades dijo...

Yo no estuve en Carmona, pero lo seguí via twitter. Percibí claramente el entusiasmo pegadizo del evento. Llevo 22 años en ese mundo y es preciso podernos llenar regularmente de estas energías. Gracias por el artículo y por reconocernos como una causa.
Te dejo mi web y blog por si les quieres echar un vistazo:
http://www.teresaterrades.com
http://mestres.ara.cat/mobreslaporta/

Antonio J. Guirao dijo...

Un artículo precioso, lleno de energía y que refleja la realidad de un sector vocacional como el nuestro. Gracias

Engracia dijo...

Gracias, José.
Tu valoración tiene un carácter especial porque lo ves desde fuera, no eres profe. Y sabes de qué hablas. Espero que seamos capaces de capear los malos tiempos que se avecinan, aunque los aplausos no existan.
Saludos, y sigue con tus noches de...
Ah, enlacé tu post.

Maru (marudomenech@gmail.com) dijo...

Me ha encantado tu post,¡cuánta razón tienes! muchas gracias por alegrarme la mañana del domingo.
¡Sigamos ilusionándonos! BS
MARU

José Luis Castillo Chaves dijo...

Efectivamente, EABE es la fiesta de la visibilidad. Una solución a uno de los mayores problema que creo que tiene el colectivo docente, y que tú identificas muy bien: la desatención (nuestra formación se certifica por horas de asistencia, atiendas o no, y no por transferencia de lo aprendido al aula; el liderazgo recae en cargos elegidos por múltiples motivaciones, generalmente de lógicas locales de poder; la administración no se comunica con el profesorado, sino con los cargos).

La desatención que genera invisibilidad. Es una condena: a ser intangible. Durante toda tu carrera profesional.

Y yo quiero, no reconocimiento, sino visibilidad. Necesito compartir para mejorar... Necesito que se vean mis errores y necesito ver cómo mis aciertos los aprovechan otros y les dan más nivel sumándolos a los suyos. No se comparte solo lo bueno. Eso sería maquillaje. Se comparte todo.

Y me he encontrado en EABEs y similares gente que busca lo mismo. Que que entiende que compartir no es exhibir, que mostrar no es buscar halago. Sino que es una forma de vivir, de ser profesional.

Sin EABEs y similares estoy confinado, condenado al aislamiento. Eso es durísimo...

EABE (novadors, aulablog...) también es un evento de préstamo de talento. Porque nadie, por muy bueno que sea, puede igualar lo que genera la inteligencia colectiva.

Y llevas razón. EABE también es un compromiso. Porque lo que quiero para mí lo quiero para mi alumnado. Y no solo para mi alumnado, sino también para mis compañeros del centro concreto en el que trabajo o de la localidad en la que estoy.

También llevas razón. Todo desde la horizontalidad porque a nadie se le pregunta quién eres o qué cargo ocupas. La cuestión es, más bien, qué necesitas y qué me puedes dar. Para mi alumnado en mis clases, mañana...

Pero también todo desde la lealtad. No se espera a la Administración, pero tampoco se la rechaza. Ni con ella, ni sin ella, pero nunca contra ella. Y es que si se comparte con todos, cómo no con la Adminsitración. Cuando quiera, si quiere... Aunque dudo que comprenda...

Y lo bueno, lo mejor, no es que EABE sea un evento puntual. Es un camino. O lo intenta. Es un proceso que une a muchos mundos pequeños. O lo busca...

Cada kilómetro merece la pena, sí... :)

Me he alegrado mucho de leer este post. Y me alegré mucho de poder verte. Si por mí fuera te hubiera acaparado porque me encanta escucharte y tu perspectiva de las cosas. Eres una de las personas que, en EABE o no, me das mucho. :) :) :)

¡¡¡Seguimos!!!

antosevi dijo...

Un post de nivel.... Lógico viniendo de una persona de nivel... Leyendo artículos como éste uno se enriquece mentalmente.
Ah! Y la próxima foto de familia la haces tú... ;-)

Jesús Mari dijo...

Gracias por tu entrada en el blog. Ha sido todo un regalo, en esta tarde del domingo. Es verdad que si se lo cuentas a alguien ajeno al grupo social de los docentes, no se lo pueden creer. Como hablamos de gestionar cosas intangibles, todo me ha sonado muy familiar. Los profesores estamos acostumbrados a escuchar y gestionar carpetas y carpetas de conocimiento y emociones.

Tu entrada en el blog es un aluvión de mensajes positivos, optimismo y deseos de construir una sociedad más sensible con "la causa de la educación". Gracias por tu sensibilidad. Precisamente esa es la que mueve a los profesores y profesoras a acompañar a los niños y niñas de este país en su proceso de construcción como personas libres y responsables.

Esa competencia humana no la tienen nuestra autoridades educativas, las que son responsables de trazar un criterio que normalice y regule. Una competencia que recoja todas las iniciativas personales y voluntarias que surgen por todo este país en favor de la Educación. Gracias.

José de la Peña dijo...

Gracias a todos por los comentarios y en especial a Jose Luis por hacer un comentario que por su profundidad podría ser un post en cualquier blog (te animo a llevarlo allí y hacerlo más visible). En efecto Juana, seguro que el Sanitario es otro entorno similar, el hecho de tener gente vocacional lo confirma. Fui un placer estar con vosotros allí y en muchos otros sitios y que no decaiga vuestro ánimo por muy duras que se pongan las cosas, estáis, mejor dicho, sois, el camino adecuado. Feliz domingo!!

Cañada Blanch Infantil dijo...

Me quedo con este mensaje esperanzador
...repetir de nuevo que la Educación no es otro sector, es otra cosa, más trascendente, es una causa, es un logro social, una cumbre que no hay que bajar, y sin cuya calidad el resto no va a funcionar bien nunca!!...

Mil gracias por mirar de frente¡sin tortícolis!
Mercedes

Reven dijo...

No soy yo mucho de comentar, soy más de compartir, pero vaya, quería decirte que este post me ha hecho tener ganas de ir. Y eso que yo ando más entre la Sociología y el periodismo. Pero estas 2 ramas me convierten en un curioso por excelencia.

Gran evento.

¿Por qué en vez de esperar que los ministros venga ir vosotros a los ministros? Tiene pinta de futuro "Think tank" y quizás sea una buena idea.. en fin, dejo mi idea para que ustedes, de manera soberana, la valoren.

¡Saludos!

Tere Plana dijo...

Muchas gracias!
A veces en mi particular #nocheUnamuno y a falta de #EABE (no me perderé el 13) me leo aquello de "la verdad, hubierame desorazomado tu carta -mi propio sentir- si no supiera que esos arrechuchos del alma -que solos en algunos reales claustros- son cosa pasajera: No llegará muy lejos quien nunca sienta cansancio..."
La energia, la ilusión, la fuerza, las ganas... Todo lo bueno de nuestro trabajo que representa #EABE y muchos otros encuentros repartidos por geografia y calendario hacen que pese a todo y algunos, muchos, "responsables"; algunos, muchos, casa vez màs de todas las edades (no me voy a excluir por razón alguna), condiciones y hasta afiliaciones hagamos de nuestro trabajo, causa y que mejor que trabajar por una buena, la mejor causa.
Hala! A seguir! Además, es primavera y empieza a llover!
Otra vez gracias!

NB no será Sandokan en lugar de Sandopen? ;-)