viernes, 21 de junio de 2013

¿Cómo es el nuevo ecosistema de empresas surgidas durante la crisis?


Esta crisis, que ya va en España por su quinto año, ha coincidido también con la irrupción de fenómenos como las Redes Sociales (Facebook y Twitter son del 2006, Youtube del 2005 y Pinterest del 2009) y su extensión ha cambiado la cultura de las sociedades y ha comenzado a marcar un tono más social de las relaciones de las empresas con sus clientes y entre las propias empresas.
En este tiempo marcado por la austeridad en los presupuestos, han surgido pequeñas y medianas empresas para las que la crisis es su elemento, es el aire que respiran desde su nacimiento. Estas compañías han asumido de modo natural la austeridad en su gestión al tiempo que lo digital es su modo de ser. Hacen compatible lo uno con lo otro pues la austeridad exige ser más eficaz, hacer más con menos y lo digital, el uso inteligente de la tecnología y de los nuevos canales, permite hacer más y mejor con menos recursos. 
Si hablamos de comunicación, es un hecho que una parte importante de la inversión publicitaria y de marketing se está moviendo a Internet atraída por ese mundo creciente y por los menores costes de las campañas allí. Al mismo tiempo, la comunicación está cambiando radicalmente en códigos y canales, produciendo a su paso crisis en los modelos que han dominado este sector los últimos 100 años.
Este ecosistema de nuevas empresas nacidas en la crisis y para las que la crisis es como para los peces el agua en el que nadan, no han conocido las etapas de abundancia y despilfarro. No tienen un legacy que mantener ni un modelo de negocio anterior que defender. Son el germen de una renovación empresarial del país, basado en nuevos valores y más conectado con la nueva sociedad que se está formando. La cultura de estas empresas está basada en la  rapidez, prueba-error, cooperación, acción, pragmatismo (se las contrata solo por el valor que aportan y no por la marca pues no han tenido tiempo de tenerla ), estas nuevas empresas ya están transformando sectores enteros como la publicidad , el turismo, etc. 
Los nuevos valores acabarán predominando en la economía a través del cambio sector a sector. Pero si quieres cambiar un sector has de mezclar las nuevas ideas y modos de actuación con profesionales que conocen a fondo esos sectores. Así, comienza a ser habitual ver en estas nuevas empresas la mezcla entre generaciones, entre geeks y profesionales experimentados. Esta hibridación de saberes, de generaciones, es otro valor de esta época y una indicación de la solidez del cambio.
La crisis es una etapa de confusión en la que notamos que algo viejo está decayendo y algo nuevo está por crearse, pero todavía no sabemos qué es. Por eso es una etapa confusa y que impulsa a experimentar. Así las empresas grandes ya empiezan a trabajar directamente con este nuevo ecosistema de pequeñas empresas, cuando hace apenas unos años ni siquiera las hubieran recibido y lo hacen porque saben que ahí está la frescura, la flexibilidad, el coste ajustado y la creatividad. Como demostración de lo anterior solo hay que mirar las paginas web de estas empresas de la crisis y ver sus carteras de clientes y la dimensión de sus proyectos. Son empresas que crecen cuando el promedio de la economía decrece o se estanca. Poseen algo nuevo, alguno de los ingredientes de la futura economía.
Esto está ocurriendo de un modo natural con emprendedores valientes, con la flexibilidad suficiente para cambiar la empresa cada día y que aprenden a cada paso. 
Neo pertenece a esta categoría y cada día se vive con la intensidad de quien explora un nuevo mundo y tiene todos los sentidos activados para no perderse nada. Por eso, porque estamos en un nuevo mundo, es por lo que la publicidad ya no será la misma, ni el marketing, ni las ventas, ni casi nada de lo que aprendimos. Lo que será hay que ir descubriéndolo y construyéndolo ahora cada día y de ese futuro solo podemos decir que será más eficiente en el uso de los recursos, más austero, más hibrido y más digital. Estas nuevas empresas están creando además empleo, es sorprendente ver que en medio de noticias de aumento del paro, en ellas la actividad creciente genera puestos de trabajo. Son como anuncios del futuro que un día será presente y será bueno. 
Bienvenidos al futuro que se está diseñando hoy.

Nota: Este post fue publicado previamente en la web de Neo Labels con los que colaboro como Asesor Estrategico y con un post semanal sobre temas relativos a comunicación y cambios. Fue escrito en colaboración con Alejandro de la Sota